Poco a poco, la labor de Marcelino se debe notar en un equipo con muchas carencias defensivas y en la portería, que se ha visto muy afectado por las bajas de la gente de arriba. Por eso confiamos en su victoria ante un Osasuna que juega a todo o nada fuera de casa (no ha conseguido ningún empate).

Relacionados

Publicidad